02 de Julio de 2020
Máx. Min.
Vacunos 30 de Junio de 2020

La FR no se opone a la importación en pie, pero Uruguay debe defender su posición sanitaria

En la Federación Rural defendimos “toda la vida” el “libre comercio” que “se regula naturalmente y si queremos el libre comercio deberíamos permitir la exportación e importación en pie, y permitir la importación de carne para consumo directo

Vacunos 30 de Junio de 2020

La FR no se opone a la importación en pie, pero Uruguay debe defender su posición sanitaria

En la Federación Rural defendimos “toda la vida” el “libre comercio” que “se regula naturalmente y si queremos el libre comercio deberíamos permitir la exportación e importación en pie, y permitir la importación de carne para consumo directo

Montevideo – TodoElCampo – Desde el punto de vista del comercio, la Federación Rural no tiene problemas con la importación de ganado en pie. “Toda la vida” defendimos el “libre comercio”, dijo el Ing. Guillermo Vila. Sin embargo, al analizar la situación desde el punto de vista sanitario, la situación cambia porque “Uruguay tiene la responsabilidad de defender  a ultranza el lugar que ha logrado en el mundo en cuanto a credibilidad, estatus sanitario y confiabilidad”.

Este fin de semana trascendió que se habilitaría la importación de ganado en pie, lo que fuera categóricamente desmentido por el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca Ing. Agr. Carlos Uriarte. Sobre el tema fue consultado el representante de la Federación Rural ante el Instituto Nacional de la Carne (INAC) Ing. Guillermo Vila quien expresó que no hay nada oficial al respecto, pero desde el punto de vista comercial la importación como exportación “debe ser libre”, pero presentó objeciones de tipo sanitario.

“El tema no pasa por discutir si queremos que se libere o no la importación sino que tenemos que ir un escalón más atrás” y preguntarnos “si queremos o no libertad comercial”, dijo. En la Federación Rural defendimos “toda la vida” el “libre comercio” que “se regula naturalmente y si queremos el libre comercio deberíamos permitir la exportación e importación en pie, y permitir la importación de carne para consumo directo, que es algo que está pasando. Desde ese punto de vista no nos cabe la menor duda de que (la importación de ganado en pie) debe ser libre”, expresó.

Agregó que ha recibido llamadas de personas preocupadas porque se podrían bajar los precios, pero “si queremos que el Estado intervenga y nos regule la actividad comercial, la historia nos indica que cada vez que eso pasó nos fue mal. Entonces no nos quejemos después cuando nos pase como en la época del ministro (Tabaré) Aguerre que en 2011 o 2012 cajoneaba los permisos de la exportación de ganado en pie seis meses aduciendo que no tenía personal para inspeccionar las cuarentenas. Si queremos libre mercado no tenemos que asustarnos ni oponernos”.

EL PERFIL SANITARIO.

La mirada cambia si se analiza desde un punto de vista sanitario porque “Uruguay tiene la responsabilidad de defender  a ultranza el lugar que ha logrado en el mundo en cuanto a credibilidad, estatus sanitario y confiabilidad que lamentablemente no es el mismo que el de nuestros vecinos” y en eso “el Ministerio debe ser muy celoso” respecto a las exigencias “al ganado que se importe, tanto para seguirlo en su producción como para faenarlo”, señaló.

Uruguay “debe exigir exactamente las mismas condiciones sanitarias que cumplimos a rajatabla todos los productores. Incluso en los tiempos de espera en todos los productos” sanitarios y que “son diferentes en la región”, añadió.

INVIABILIDAD DE LOS NEGOCIOS.

Hechas las puntualizaciones sobre el libre comercio y los cuidados sanitarios, el Ing. Vila destacó que “hay un montón de cosas que generalmente terminan inviabilizando los negocios”.

No tenemos nada oficial, pero en esta etapa “se estaría autorizando para faenar con destino consumo interno”; en cambio importar para faenar y exportar “es imposible porque la mayoría de los protocolos que tenemos, sobre todo el principal que es con China, exige permanencia de 90 días y que la carne que va para allá sea nacida y criada en Uruguay por lo tanto hoy la posibilidad de importar ganado para faena es absolutamente para el mercado interno”, explicó Vila.

Además no es compatible que “aunque sea para destino de mercado interno se faene en frigoríficos habilitados para la exportación, porque ¿cómo la identificaríamos?”, se preguntó y agregó que “sería imposible de controlar que parte de esa carne de ganado importado no vaya al mercado externo”.

IMPORTACIÓN DE VACAS PREÑADAS Y DE CARNE CON HUESO PARA DESOSAR EN LA INDUSTRIA.

Además de la importación de ganado en pie, también está sobre la mesa la importación de vacas preñadas y de carne con hueso para desosar en la industria. Al respecto el Ing. Vila dijo que para la Federación Rural “la limitante es sanitaria. Si se va a importar carne con hueso tiene que ser de países con estatus sanitario que se lo permita, nuestros vecinos están en condiciones, y el producto de esa importación tiene que consumirse en el mercado interno, nada puede ir a la exportación”, insistió.

Y en cuanto a la importación de vacas de cría dijo que no habría objeción “siempre que se cumplan los requisitos sanitaros, los tiempo de espera”.

Compartir en: