18 de Diciembre de 2017
Máx. Min.
Agricultura 13 de Enero de 2017

Premios Nobel insisten con la seguridad y beneficios de los cultivos transgénicos

Junto con Roberts (foto) otros tres premios Nobel participaron en la discusión: Harold Varmus (Nobel de Medicina 1989), Randy Schekman (Nobel de Medicina 2013) y Venkatraman Ramakrishnan (Nobel en Química 2009).

Agricultura 13 de Enero de 2017

Premios Nobel insisten con la seguridad y beneficios de los cultivos transgénicos

Junto con Roberts (foto) otros tres premios Nobel participaron en la discusión: Harold Varmus (Nobel de Medicina 1989), Randy Schekman (Nobel de Medicina 2013) y Venkatraman Ramakrishnan (Nobel en Química 2009).

Montevideo-TodoElCampo – Richard Roberts (foto) defendió con firmeza la tecnología de alimentos transgénicos y criticó fuertemente a las ONGs como Greenpeace por difundir “información errónea” entre el público en contra de ella por “ganancias monetarias”.

En 2013 se difundió (y este portal publicó) un manifiesto firmado por varios científicos ganadores del Premio Nobel que asumieron una posición clara y contundente a favor de los cultivos transgénicos o genéticamente modificados.

Al comienzo fueron 25 personalidades destacadas a nivel mundial, todos ellos ganadores del Nobel en disciplinas como Química, Medicina o Física, pero ese número ha crecido con el paso de los meses. “La modificación responsable de genes de plantas no es nada nuevo ni peligroso”, expresaban entre otros conceptos de igual contundencia.

Pero esa no fue una aparición única sino parte de una militancia en favor de los cultivos transgénicos de los que los premios Nobel están absolutamente seguros de sus beneficios para la humanidad y el cuidado del medio ambiente aunque algunas organizaciones internacionales con mucha prensa opinen lo contrario.

El martes pasado los premios Nobel volvieron a defender la tecnología de alimentos genéticamente modificados (GM) como forma de proporcionar seguridad alimentaria en el planeta y lo hicieron en el Diálogo Nobel que se llevó a cabo en Gandhinagar, India.

Richard Roberts (Premio Nobel de Medicina 1993), elogió el hecho de que el primer ministro de la India, Narendra Modi, es un pro-GM que reconoce las posibilidades de los cultivos transgénicos. Añadió que era “desafortunado” que haya muchos en la India, como la ONG Greenpeace, que no están de acuerdo con Modi sobre el tema.

El tema de discusión durante la segunda sesión del Diálogo Nobel fue Investigación Local, Impacto Global – Abordando los Retos Globales que se centró principalmente en la investigación para enfrentar los desafíos como las enfermedades transmisibles, las enfermedades no transmisibles y la seguridad alimentaria.

Junto con Roberts otros tres premios Nobel participaron en la discusión: Harold Varmus (Nobel de Medicina 1989), Randy Schekman (Nobel de Medicina 2013) y Venkatraman Ramakrishnan (Nobel en Química 2009).

Roberts defendió con firmeza la tecnología de alimentos transgénicos y criticó fuertemente a las ONGs como Greenpeace por difundir “información errónea” entre el público en contra de ella por “ganancias monetarias”.

“Creo que si tienes hambre la comida es más importante que la medicina”, añadió, y “hay 1.800 millones de personas en este mundo que se van a la cama con hambre cada noche, lo cual en mi opinión es inaceptable”, dijo Roberts.

“Los alimentos transgénicos tienen inmensas posibilidades, pero desafortunadamente lo que ha sucedido es que ha habido una tremenda cantidad de desinformación al público, gracias al movimiento anti-OGM de ONGs como Greenpeace. Han persuadido que las técnicas de modificación genética son peligrosas… Actualmente, hay un tremendo trabajo en el área que demuestra que no hay absolutamente ninguna razón (para creer) que los llamados OGMs (organismos genéticamente modificados) son más peligrosos que las plantas cultivadas tradicionalmente…”, añadió Roberts.

“En mi perspectiva, los movimientos verdes, en particular Greenpeace, han hecho un tremendo daño en el mundo y hay que darse cuenta de la razón por la que lo hicieron. Esta fue la manera en Europa de detener a Monsanto y a algunas de las otras grandes empresas agropecuarias de hacerse cargo del suministro de alimentos. Esto funcionó muy bien en Europa porque, en primer lugar, Europa no necesita OGMs… en Occidente, no necesitas OGMs… si inicias una campaña para oponerte a estos, puedes ganar mucho dinero”, dijo.

123 PREMIOS NOBEL HAN FIRMADO EL DOCUMENTO A FAVOR DE LOS TRANSGÉNICOS.

Roberts recordó el manifiesto firmado por diversos premios Nobel y subrayó que el número inicial de firma subió a 123. “Hasta ahora, 123 premios Nobel lo han firmado… es para convencer a los gobiernos de que lo que escuchan de los partidos verdes (sobre los alimentos GM) es incorrecto”, indicó.

 “Afortunadamente, el primer ministro Modi es muy pro-OGM. Reconoce sus potencialidades, lo cual es muy bueno. Desafortunadamente, hay mucha gente aquí que no piensa así “, expresó.

INSULINA GENETICAMENTE MODIFICADA.

Por su parte Ramakrishnan dijo que “las mismas personas que están en contra de los alimentos transgénicos están perfectamente dispuestas a inyectarse insulina genéticamente modificada si son diabéticos o anticuerpos genéticamente modificados si tienen linfoma… Por lo tanto, esta desconexión emocional entre la medicina y la comida es irracional”, definió.

(Con datos propios, de The Indian Express y Chile Bio; foto de Chile Bio).

Compartir en: