25 de Noviembre de 2017
Máx. Min.
Agricultura 10 de Enero de 2017

Para ganar plata con la soja en la zona centro, los rendimientos deben superar los 2.500 kg por ha

Con la nueva realidad de precios y costos para la soja, los productores ubicados fuera de la zona núcleo deberán un mínimo de 1.700 a 2.000 kg para empatar, y superar ese guarismo para obtener rentabilidad con el cultivo, dijo Ignacio Russi, técnico de Barraca Erro.

Agricultura 10 de Enero de 2017

Para ganar plata con la soja en la zona centro, los rendimientos deben superar los 2.500 kg por ha

Con la nueva realidad de precios y costos para la soja, los productores ubicados fuera de la zona núcleo deberán un mínimo de 1.700 a 2.000 kg para empatar, y superar ese guarismo para obtener rentabilidad con el cultivo, dijo Ignacio Russi, técnico de Barraca Erro.

Montevideo – TodoElCampo - Con la adecuación de los valores que sufrió la soja hace un par de años, se ha ido restringiendo el área de cultivo de esta oleaginosa en la zona centro del país. Ignacio Russi aseguró, en entrevista con TodoElCampo, que “el negocio ha cambiado mucho, los márgenes ahora hay que buscarlos por rendimiento; ya no existe más aquel cultivo de soja que con 1.800 kilos se ganaba plata y por lo tanto era escalable”. Indicó que  a ese tipo de productores, que son las grandes empresas, ya no les sirve  el negocio, pero hay productores más chicos que toman ese lugar y están haciendo una agricultura de más calidad apostando al rendimiento. Es decir, el negocio se mantiene, aunque sí hay áreas que están saliendo de la zona de agricultura, pero también por cuestiones naturales de rotación”.

Russi recorre habitualmente la zona comprendida en la zona centro del país que abarca desde Canelones hasta Tacuarembó, pasando por Florida, parte de Flores, la Ruta 14, Ruta 5, Ruta 12. Esta zona es agrícola-lechera, pues además de la agricultura está el mega tambo en Durazno.

Tanto en 2016 como en este año el área se redujo por las rotaciones, pero Russi indicó que “son bajas mínimas que no afectan a la productividad, pues la rotación ya se hace con más criterios”. “Por eso vemos cultivos que el año pasado eran soja y ahora son pasturas, o campos que eran pasturas y ahora son cultivos”, comentó.

Un rendimiento de equilibrio ahora, dependiendo del tipo de productor, de sus  gastos, del tipo de maquinaria y de la renta, este técnico lo ubicó en el eje de los 1.700 a 2.000 kilos, que es el promedio histórico de la zona.

LOS CULTIVOS EN ESTE MOMENTO

El 99% de los cultivos de la zona ya están implantados, aunque hay todavía algunos pocos que aún estén trabajando en la siembra. Desde navidad hasta este día, han habido lluvias muy buenas para el cultivo, en torno de los 150-160 milímetros divididos en varias lluvias. Tanto la soja como los maíces y el sorgo, están generando mucho volumen, dijo Russi.

La apuesta es al rendimiento para obtener rentabilidad en el cultivo. Se debe superar el promedio de 1.700 kilos para ser rentable. Para superar las limitantes del promedio histórico, la primera medida es la rotación de los campos: en una chacra vieja no se va a obtener un cultivo barato. Como segunda medida, apuntó el buen que manejo agronómico es muy importante: el manejo de los barbechos, tener cultivos limpios y tener todas las plantas con la población óptima, entre otras cosas.

Señaló que para tener rentabilidad con la soja, se debe apuntar a los 2.500 kilos sin tener en cuenta el clima. Para eso se necesitan muy pocas cosas: un suelo que esté en condiciones, una semilla de calidad y una condición de fertilización básica. Eso es lo fundamental para el éxito. Después, a estos puntos, hay que sumarle el clima, indicó.  Recordó que en la zona centro hubo dos años de secas, golpes que provocaron que el promedio del cultivo fuera por debajo de 1.600 kilos sólo por efecto del  el clima.

Explicó que lLa agronomía es tener una herramienta con un costo y con un beneficio.” Poder medir ese beneficio y saber si esa herramienta es la adecuada”, señaló. Dijo que la fertilización es fundamental y que por eso la rotación es tan importante. “Si hay que invertir dólares al suelo en forma de fertilizante, que  es parte de la toma de decisiones, hay que invertirlos pensando en los rendimientos”.  Russi dijo que  en el país “teníamos un cultivo de 2.000 kilos promedio; la soja es un cultivo rentable, pero hay que saber hacer bien las cosas. El que tiene problemas de manejo pierde plata”.

CLIMA

Obviamente la temperatura, lluvias y los vientos, afectan a los cultivos, por cuanto cuando se dan tormentas como las que se han vivido estas últimas semanas en distintas zonas se producen pequeñas roturas en los cultivos que provocan la entrada de enfermedades, básicamente lo que se ve ahora con el hongo septoria, que con las tasas de crecimiento que se están teniendo hoy en los cultivos, no es un problema grave. “Es con la soja en implantación con la que sí hay que tener cuidado, pero no se ha visto nada crítico”, señaló Russi.

Indicó que en cuanto a las lluvias ha sido una buena época, ya que en los últimos 25 días en promedio han caído 200 milímetros. Dijo que esto ayuda a los campos aportándoles la humedad necesaria, a lo que hay que sumarle los pronósticos alentadores de más precipitaciones para el final de la semana o para la siguiente. Dijo que las tormentas, salvo la ocurrida el 25 de diciembre, no han afectado negativamente los cultivos.

Producción : Diario Rural

Redacción: Martin Coca

Foto: El Observador

Compartir en: