22 de Setiembre de 2017
Máx. Min.
Agricultura 16 de Noviembre de 2016

En Argentina se esperan 19.6 millones de hectáreas de soja

Mientras crece el área de maíz y trigo, el área de soja cae mínimamente. Sin embargo, el potencial productivo de ésta última podría ser igual o mayor a la pasada campaña, dijo el economista Guillermo Rossi.

Agricultura 16 de Noviembre de 2016

En Argentina se esperan 19.6 millones de hectáreas de soja

Mientras crece el área de maíz y trigo, el área de soja cae mínimamente. Sin embargo, el potencial productivo de ésta última podría ser igual o mayor a la pasada campaña, dijo el economista Guillermo Rossi.

Montevideo / TodoElCampo-Comenzó con cierto retraso la siembra de soja en Argentina, con la preocupación propia de la demora por lluvias entre finales de octubre y principios de noviembre, explicó a TodoElCampo el economista y analista de Mercados de Granos de la Bolsa de Comercio de Rosario, Guillermo Rossi. “Estamos con alguna complicación en la zona noroeste de Buenos Aires y con anegamientos al sudeste de Córdoba”, agregó.

Hasta el momento se sembró un 15 % del área esperada, lo que significa un retraso de 10 % al ritmo habitual. Asimismo, indicó que estos días las sembradoras trabajan al máximo gracias a las condiciones climáticas favorables, lo que también permitió implantar un millón de hectáreas en la última semana.

Respecto al área, el especialista manifestó que se especula con una ligera disminución en la intensión de siembra, alrededor del 3 %. Por ende, se sembrarán unas 19.6 millones de hectáreas.

No obstante, a pesar de la disminución del área, Rossi señaló que el potencial productivo podría ser similar o algo mayor; unas 56 millones de toneladas. “Esto está relacionado con que el año pasado se perdieron grandes superficies, sobre todo al momento de la cosecha. Se espera un año neutral o un año Niña, pero muy débil”, acotó.

BENEFICIO EN OTROS CULTIVOS

El especialista apuntó que las medidas de eliminación de retenciones tomadas por el nuevo gobierno, menos en el caso de la soja, ha beneficiado el incremento del trigo y el maíz. En el primer caso, la superficie aumentó unas 900 mil hectáreas solo en Buenos Aires; mientras que en maíz, creció por encima del 20 % en la zona núcleo de Argentina.

TRIGO

El avance, tanto en Chaco como en Santiago del Estero, está en el 50 %. Respecto a la calidad, cuenta con problemas en el noroeste de Argentina; “hay heterogeneidad y no es tanta la superficie que se sembró allí”, dijo.

En la zona núcleo, comentó que las cosechadoras pasarán dentro de dos semanas y en Buenos Aires, donde se encuentra la mayor cantidad de trigo del país, se demorará hasta diciembre y enero. Entonces, dijo Rossi, se está en un panorama bastante incierto aunque se confirmó un escenario de mayor producción que el año pasado; entre 13 y 14 millones de toneladas.

MAÍZ

La perspectiva para el maíz “es realmente favorable en cuanto al incremento de superficie y de producción que se espera”, expresó el analista. Las bolsas manejan 36 millones de toneladas de producción y el Ministerio de Agroindustria proyecta unas 44 millones de toneladas. “Va a haber mucho maíz para el consumo interno como la exportación”, apuntó Rossi, y estimó que saldrá al mercado luego de la segunda quincena de febrero.

COSTO PAÍS

Se registró una baja en el precio internacional de los fertilizantes en trigo y maíz, lo cual incrementó su uso en un 50 % y, además de abaratar la siembra, dio un empujón a su consumo. Por el contrario, reveló que hubo un incremento significativo del gasoil, lo que impactó en el costo tanto de sembrar como de cosechar. De todas maneras, aunque el valor del gasoil influye negativamente en la ecuación, aún no disipa los beneficios que produjeron la quita de retenciones y tipo de cambio.

ELECCIONES EN ESTADOS UNIDOS

La sorpresiva victoria del candidato Republicano en las elecciones de Estados Unidos, Donald Trump, generó en principio un mercado volátil. En los últimos días se dio un fortalecimiento del dólar y la depreciación fuerte de algunas monedas, como el peso mexicano o el real brasileña, lo que le pegó al mercado de commodities. No obstante, Rossi explicó que para el mediano plazo se espera que se debilite el dólar, ya que teóricamente la política de Trump es de expansión fiscal y aumento del gasto en la obra pública, lo cual puede favorecer a los commodities.

Producción: Estela Apollonio

Redacción: Damián Musso Sosa 

foto:grupo trigo

Compartir en: