29 de abril de 2017
Máx. Min.
Agricultura 31 de marzo de 2017

Científicos avanzan en el desarrollo de cultivos en suelos salinos

El profesor Timothy Colmenarejo de la escuela de Biología Vegetal y del Instituto de Agricultura de la Universidad de Australia Occidental lideró un estudio sobe la salinidad del suelo.

Montevideo – TodoElCampo – Investigadores de la Universidad de Australia Occidental -UWA (foto) alcanzó un importante avance que podría ayudar al desarrollo de los cultivos para hacer frente a la producción en suelos salinos en todo el mundo.

En muchas regiones del mundo los habitantes sufren la salinidad del suelo, lo que impide la producción de cultivos. Australia sufre esa dificultad al poseer grandes extensiones de tierras .

El profesor Timothy Colmenarejo de la escuela de Biología Vegetal y del Instituto de Agricultura de la Universidad de Australia Occidental lideró un estudio al respecto y explicó que basándose en el garbanzo su equipo estudió cómo la sal afecta a los procesos reproductivos de las plantas.

Los trabajos se realizaron en los Instituto Internacional de Cultivos para las Zonas Tropicales Semiáridas (ICRISAT). Los científicos examinaron específicamente si el efecto de la salinidad sobre los procesos reproductivos en el garbanzo se asoció con la concentración de iones en tejidos específicos, informó Alltech Spain.

“Este es el primer análisis detallado de las concentraciones de iones en las células específicas de las estructuras reproductivas de plantas sometidas a estrés salino, gracias a las técnicas disponibles en el Centro de Microscopía UWA, Caracterización y Análisis”, dijo Colmenarejo.

Relató que se analizaron los tejidos reproductivos de desarrollo de óvulos y vainas entre una variedad de sal conocida, Génesis 836 y una variedad sensible a la sal conocida como Rupali, después fueron sometidos a concentraciones variables de cloruro de sodio aplicados al suelo. No se encontraron diferencias en la acumulación de sodio o cloruro de estas estructuras entre los genotipos contrastantes.

Antes se pensaba que la acumulación de iones de sal en las estructuras reproductivas de las plantas de garbanzo fue el responsable de su sensibilidad a la sal. Los nuevos resultados, publicados recientemente en la prestigiosa revista International Plant Cell y Medio Ambiente, han demostrado que esto no es correcto, afirma Alltech Spain.

El Prof. Colmenarejo añadió que “son muy interesantes” los resultados de sus investigaciones junto con otros experimentos vinculados a la fotosíntesis y el suministro de azúcar “para el llenado de semilla en condiciones salinas”, debido a que “proporcionan una mayor comprensión de los garbanzos tolerantes a la sal, y también muestran cómo los diferentes genotipos expresan su resistencia a suelos salinos”.

Aunque “iniciales” ya se han dado “importantes pasos” en la búsqueda de “estrategias de mejoramiento futuros para mejorar el rendimiento de los cultivos con suelos afectados por la salinidad”, concluyó.

¿QUÉ ES LA SALINIDAD?

La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) explicó el proceso de producción de la salinidad señalando que a medida que el agua desgasta las rocas y los suelos, pequeñas cantidades de las salas minerales que contienen llegan a los ríos y a los acuíferos y de allí al agua de riego, y si se utiliza muy poca agua en una parcela, las sales no se van, se quedan en el suelo.

Sin embargo la FAO advierte que usar demasiada agua es un peligro todavía mayor para el suelo, porque causa anegamiento y sube el nivel freático. El suelo entonces se comporta como una esponja, y chupa el agua hacia la zona de las raíces por acción capilar. Este efecto puede hacer subir el agua aproximadamente un metro y medio, según el suelo de que se trate. El agua entonces se evapora, y las sales quedan alrededor de las raíces, lo que interfiere con su capacidad de absorber agua. Este proceso es particularmente acelerado en las regiones áridas.

Compartir en: