26 de Febrero de 2020
Máx. Min.
Forestal 30 de Marzo de 2013

En 2012 China plantó 2.600 millones de árboles

China, el mayor emisor mundial de dióxido de carbono, plantó 2.600 millones de árboles como parte de las medidas para frenar la desertización y los efectos adversos de la contaminación.

Forestal 30 de Marzo de 2013

En 2012 China plantó 2.600 millones de árboles

China, el mayor emisor mundial de dióxido de carbono, plantó 2.600 millones de árboles como parte de las medidas para frenar la desertización y los efectos adversos de la contaminación.

China, Pekín – China, el mayor emisor mundial de dióxido de carbono, plantó 2.600 millones de árboles como parte de las medidas para frenar la desertización y los efectos adversos de la contaminación, señaló hace un par de semanas la Administración Forestal Estatal.

China es el país que emite mayor cantidad de dióxido de carbono a nivel mundial. Para corregir esa situación plantó, en 2012 el total de 2.600 millones de árboles. El objetivo es frenar la desertización y los efectos adversos de la contaminación, informó EfeVerde.

Desde 1981 cada 12 de marzo China celebra el Día de Plantar Árboles. Esa fecha millones de chinos participaron de la jornada intentando en ciudades como Pekín generar “grandes murallas verdes” en las afueras de la misma, las que detendrán la arena y otras partículas contaminantes.

El diario oficialista “Global Times” afirmó que es importante la calidad  por encima de la cantidad de los árboles que se plantes ya que muchos de los árboles mueren por estar en terrenos inadecuados o por no estar bien plantados.

Sólo en Hebei, la provincia que rodea a Pekín y que tiene un 12% de superficie desértica, se plantarán en 2013 hasta 100 millones de árboles, los mismos que el pasado año, cuando más de 30 millones de voluntarios participaron en esa actividad.

CONTAMINACIÓN.

Agrega Efe que la contaminación en grandes ciudades como Pekín es una constante desde hace décadas, pero este año el gobierno de la capital ha comenzado a medir por primera vez las partículas más pequeñas y nocivas (2,5 micras de diámetro), lo que ha dado resultados muy alarmantes.

La alerta llegó el punto de que el Ayuntamiento recomendase a la ciudadanía que no saliera de sus casas durante varios días.

La situación generó aumento del uso de mascarillas entre los pequineses, así como mayor preocupación por la polución en foros de internet y medios de comunicación.

(Foto de archivo de EfeVerde, se ve la zona replantada para impedir las tormentas de arena y luchar contra la desertificación en el área de conservación Xihu del desierto Gobi cerca a Dunhuang, al noroeste de China. Efe/Mark).

Compartir en: